Loading

Pocos coches tienen tanto carisma como el Ford Mustang. Como los caballos de los que toma su nombre, fue concebido para correr, y disfrazado de coche de calle para mantener las formas.

El pony car

El Ford Mustang definió un tipo de coches, los llamados pony cars: coches pequeños con grandes motores. Otras características importantes eran su precio y su aspecto: no eran los más baratos, pero sí asequibles para los jóvenes que empezaban a trabajar; y además, tenían el aspecto agresivo de un coche deportivo. Pura testosterona. Tras su lanzamiento en 1964, otras marcas se apresuraron a sacar los suyos propios. Así nacieron el Plymouth Barracuda, el Chevrolet Camaro, el Pontiac Firebird, el Mercury Cougar, el AMC Javelin y el Dodge Challenger.

Chevrolet Camaro, el rival del Mustang (fuente: wikipedia)
Chevrolet Camaro, el rival del Mustang (fuente: wikipedia)

Aunque hay cierto solapamiento, no hay que confundir los pony cars con los muscle cars. Generalmente, los muscle cars son coches más grandes, con motores mayores (mínimo V8; hay pony cars con V6).

El nacimiento del Mustang

En 1958, Ford decidió descontinuar el modelo de dos puertas del Thunderbird (un descapotable de gran éxito), convirtiéndolo en un coche de lujo de cuatro puertas. Se vendía bien, pero los concesionarios se quejaban de que no atraía tanto la atención de la gente como el Thunderbird de dos plazas, y dejaba huérfano a un sector de la población (los jóvenes) que prefería coches más pequeños, baratos y deportivos. Algo que no pareciera que podría gustarle a tu padre, vaya.

Ford Thunderbird de 1959 (fuente: Wikipedia)
Ford Thunderbird de 1959 (fuente: Wikipedia)

En Ford se pusieron a pensar, hicieron varias encuestas, y formaron un equipo para diseñar el nuevo coche. Tenían cinco metas:

  • Cabrían cuatro personas
  • Tendría asientos deportivos
  • Tendría cambio montado en el suelo (en lugar del volante, como era común entonces)
  • No pesaría más de 2500 libras (alrededor de 1100 kg)
  • No mediría más de 180 pulgadas (4.5 metros) de largo
  • Tendría muchas opciones de compra (motores, equipamiento, etc.)

Copiaron de Ferrari el logo central del frente, y pusieron a la creación el nombre que recibe la raza de caballos salvajes americanos más famosa: Mustang (en español, “mesteño”).

Fotograma de "Hidalgo", protagonizada por un caballo "mustang" y un actor apenas conocido.
Fotograma de "Hidalgo", protagonizada por un caballo "mustang" y un actor apenas conocido.

Para reducir costes, usaron piezas del Ford Falcon. El resultado fue un coche con motor de 2800 cc, 101 CV y 1170kg. Calcularon que vendrían cien mil en el primer año. Vendieron más de seiscientos mil.

Ford Mustangs en BaT

En BaT aparecen regularmente Mustangs para vender. Los hay de todas las épocas, pero mis preferidos son los de finales de los 60 y principios de los 70. A continuación, unos ejemplos.

Ford Mustang 2+2 de 1965 (fuente: bringatrailer.com)
Ford Mustang "Fastback" 2+2 de 1965 (fuente: bringatrailer.com)

Éste es uno de los Mustangs de la primera revisión que se hizo del modelo original. Incorpora un motor V8 de 4700 cc y 225CV. Como casi todos los que han llegado hasta ahora, el dueño ha añadido alguna modificación (el color, por ejemplo). Es de un artículo reciente de BaT, y lo venden por 27900 $.

La palabra “Fastback” viene del estilo de la parte trasera del coche, que desciende desde el techo casi hasta el final del maletero. En este modelo es menos pronunciado que en modelos posteriores. El mismo efecto lo podemos ver en coches modernos como los Audi A5 o A7.

Ford Mustang de 1970 (fuente: bringatrailer.com)
Ford Mustang "Fastback" de 1970 (fuente: bringatrailer.com)

Un Mustang posterior, al que se le ha puesto un motor V8 Cleveland de de 5700cc y un cambio automático. El artículo de BaT es viejo, del 2007, y este coche ya ha sido vendido. Se anunciaba por 19500 $. La apariencia “fastback” es más marcada, una tendencia que se veía venir en modelos anteriores como el Mustang de 1968.

Ford Mustang "Notchback" de 1965 (fuente: bringatrailer.com)
Ford Mustang de 1964 (fuente: bringatrailer.com)

He aquí un modelo muy parecido al Mustang original. Su aspecto es menos agresivo, pero aún así tiene un V8 como el primer Mustang que hemos puesto de ejemplo. Apareció este año en BaT, y se vendió por 8900 $.

Conclusión

Seguro que en muchas películas y series han visto Mustangs, tanto en su versión original como con modificaciones. Son uno de los modelos preferidos por los aficionados, por lo bien que soportan las mejoras. Algunos conservan sólo la carrocería y el chasis originales, habiendo cambiado el interior, el motor, el cambio de marchas, las ruedas, las luces …

No es fácil conseguir un Mustang en España. Para empezar, si encontramos uno en los EEUU y lo importamos, luego hay que pagar varios impuestos y homologarlo para circular por aquí. Quizás lo más fácil sea ir a un importador especializado para que se encargue de todos los trámites. En cuanto a precios, por Internet he visto modelos de 1967 y 1968 entre diez mil y treinta mil euros. No pagaría treinta mil por un coche que no voy a poder sacar más que de vez en cuando (¿qué depósito lleva un coche que tiene un motor de 5 litros?), pero si tuviera los diez mil y un sitio para guardarlo …

Habrá que seguir jugando a la lotería. Nunca se sabe.

Referencias

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top